Dictan prisión preventiva en Brasil a preparador físico de la ‘U’ por actos de racismo

    2072
    0

    Un juez de Sao Paulo ordenó este miércoles prisión preventiva contra el preparador físico del club Universitario, el uruguayo Sebastián Avellino, señalado de “racismo” durante el partido disputado el martes contra Corinthians por la Copa Sudamericana.

    La medida fue ordenada tras una audiencia de custodia realizada este miércoles, informó el sistema judicial paulista en un mensaje enviado a la AFP.

    El administrador de Universitario, Jean Ferrari, afirmó a la radio peruana RPP que la defensa del preparador físico, de 43 años, está “aplicando un habeas corpus” para obtener su liberación.

    Podemos tener respuesta “en 48 horas (…) o hasta en un mes, eso depende de un juez. No sabemos exactamente cuándo va a suceder y si el resultado será favorable o desfavorable”, afirmó.

    El caso fue registrado como presunto prejuicio racial, delito que en Brasil puede ser castigado con hasta cinco años de prisión.

    Avellino fue detenido por policías militares después de que el equipo limeño perdiera 1-0 con el ‘Timão’ en el estadio Neo Química Arena, en el juego de ida de la repesca para octavos de final de la Sudamericana.

    Según la Policía Militar de Sao Paulo, el preparador uruguayo se paró “al frente de la hinchada brasileña y fingió ser un mono”.

    Avellino y Universitario niegan las acusaciones. El club afirma que los señalamientos están basados en testimonios de hinchas rivales que escupieron e insultaron a sus jugadores y su comisión técnica durante el encuentro.

    Antes de que se conociera la orden del juez, la ‘U’ criticó que su trabajador sea tratado como un “delincuente” por las autoridades de Brasil.

    Y rechazó lo que consideró “vejámenes de las autoridades brasileñas, que pretenden, sin prueba alguna, cometer detenciones arbitrarias”.

    El entrenador del club, el uruguayo Jorge Fossati, aseguró más temprano que el preparador físico respondió a las provocaciones de los ‘torcedores’ abriendo los brazos y tocándose el pecho, “como diciendo por qué a nosotros”.

    “Las cámaras del estadio no mostraron nada”, afirmó el DT charrúa al programa radial uruguayo 100% Deporte.

    Fuente: AFP