10 años de la facturación electrónica

    783
    0

    Un esquema avanzado

    La facturación electrónica es clave al hablar de transformación digital de los negocios en el mundo. El proceso de masificación de este sistema comenzó en el Perú en el 2012, hace exactamente 10 años, cuando Efact inició también operaciones en el país con el fin de ayudar a las empresas a digitalizar y automatizar sus procesos. 

    “Perú se ubica entre los cinco países de Latinoamérica con un esquema de facturación electrónica avanzado y maduro, donde la Sunat implementó periódicamente un cronograma de obligatoriedad de los contribuyentes”, sostiene Kenneth Bengtsson, presidente ejecutivo de Efact, quien explica los principales beneficios del uso de la facturación electrónica para las empresas y la economía. 

    Entre los principales beneficios, el uso de la facturación electrónica ayuda a reunir data del negocio para detectar oportunidades comerciales. Al proveer un registro digitalizado de las ventas de la compañía, es más fácil identificar, por ejemplo, productos con mejor performance, con demanda en ciertas temporadas del año, clientes con pedidos en ciertas épocas del año.