Home COLUMNISTAS Dina Boluarte: ¡Asu mare!

Dina Boluarte: ¡Asu mare!

1258
0

En Otro Lenguaje
Por: Jaime Asián Domínguez (*)

Bien arriesgada la presidenta Boluarte para catalogarse “la mamá de todo el Perú”. Por el amor de Dios, ¿quién le hace estos discursos políticos que son un desmadre, cuando menos? En lugar de empatía suma animadversión. El cuento indescifrable del pollo de Pedro Castillo queda minúsculo frente a tamaña osadía. ¿La mamá del país que la desaprueba casi en su totalidad (83%, según Ipsos)? No se pase, doña Dina Ercilia.
No sé ustedes, amables lectores, pero yo me quedo con mi santa madrecita, Maruja Domínguez. Escrito está que madre solo hay una y no se parece a ninguna, menos a la mandataria por la que jamás hemos votado. De manera que gracias por la oferta de balcón, pero la rechazamos porque, además, no comulgamos con la idea de ser hijos putativos de un gobierno que no nos protege de los interminables peligros que acechan en las calles.
Por lo demás, si Dina es “la mamá de todo el Perú” y “César Acuña el papá de La Libertad”, como también ha perorado la jefa del Estado, en términos reales, fruto de este evidente matrimonio de intereses, los liberteños pasarían a apellidarse tácitamente Acuña Boluarte. ¿Les cuadrará la idea? Bien dicen que los políticos son siempre lo mismo en cualquier lugar: Prometen construir un puente, aunque no haya río.
Una muestra de que estos seudo Padres de la Patria solo amamantan ilusiones en el pueblo la configuran los congresistas de la República, una completa nulidad en cuanto a la representación de los intereses de sus votantes. Qué padres ni qué ocho cuartos, apenas llegan a padrastros (con el perdón de los padrastros buenos) y por estos días, por ejemplo, están empecinados en tirarse abajo a la Junta Nacional de Justicia (JNJ) con propósitos non sanctos.
¿Vieron la terrible balacera de barras en Santa Anita? La seguridad ciudadana está huérfana y solo nos queda decir: ¡Asu mare!

(*) Periodista y consultor de contenidos


“Bien dicen que los políticos son siempre lo mismo en cualquier lugar: Prometen construir un puente, aunque no haya río”.