INPE inició nuevo proceso disciplinario administrativo a Castillo

    1481
    0

    A raíz de una entrevista que diera el mandatario a un medio español, en la que afirmó temer por su vida y denunció que no se le ha permitido comunicarse con su familia.

    El Instituto Nacional Penitenciario de Perú (INPE) abrió un nuevo proceso administrativo disciplinario contra el expresidente Pedro Castillo, luego de que este brindara una entrevista al medio español El Salto Diario.

    La institución indicó en el comunicado que no autorizó ninguna entrevista dentro del centro penitenciario, además, recordó que ya se le había iniciado un proceso por una carta que publicó en Twitter.

    En la mencionada entrevista, Castillo afirmó temer por su vida y que, en Perú, “no hay ningún tipo de seguridad ni jurídica, política ni civil”. “Debo decir que no temo por mi vida desde ahora, temo por mi vida desde la segunda vuelta de la campaña para ser presidente. Hubo persecución política desde que estaba en campaña, la derecha se ensañó conmigo y mi familia, sobre todo con mis hijos menores y mi esposa. Nos difamaron, nos terruquearon (acusación de terrorismo a militantes de izquierda), no nos dejaban desarrollarnos de manera personal ni tampoco en mi Gobierno. El acoso fue constante, diario y perturbador. Estas acciones incitaban al odio y racismo”, dijo.

    Además, el exmandatario acusó que no se le ha permitido comunicarse con su familia. “Sé poco de cómo están y espero que se encuentren bien. No tengo acceso a comunicación, tampoco a derecho de videollamada con ellos. Se encuentran refugiados en México. Quisiera hablar con ellos. Sí, temo por la vida de ellos porque cuando estaban en Perú también sufrieron episodios de racismo”. 

    En cuanto a lo sucedido tras el fallido golpe de Estado, mencionó que “yo no me estaba escapando como lo ha dicho la prensa, iba a dejar a mi familia a la embajada de México, todo fue muy rápido”. “Fue mi decisión. De nadie más. Estaba nervioso, pero lo hice. Después del mensaje a la Nación, Aníbal Torres (presidente del Consejo de Ministros del Perú) estaba muy confundido, tenía un rostro desencajado, porque no comprendió por qué hice lo que hice. También todos los ministros que se encontraban ahí, que llegaron cuando ya estaba leyendo el mensaje”.

    También denunció ser “víctima de un complot”, organizado principalmente por la derecha peruana “que sirve a intereses de la derecha internacional, los grupos neoliberales e imperialistas”. “Tienen y han usado toda su maquinaria de poder económico y político. Entre esto, se encuentra la prensa peruana que responde también a estos intereses”, dijo.