Conecta con nosotros

Especial

Salud y Neoliberalismo; una mezcla perversa y explosiva

Publicado

el

Medicinas pastillas cápsulas farmacias

El estallido social en Chile de las últimas semanas ha sorprendido a muchas personas, tanto por su carácter abrupto como masivo, así como por el asombroso resquebrajamiento simbólico del modelo neoliberal en su imaginario. Sin embargo, ya existían importantes indicios de un hartazgo social in crescendo, debido a la privatización de las pensiones, la educación, la salud, el transporte y los servicios públicos.

La expansión del modelo neoliberal en el sistema de salud chileno ha generado serios problemas; en su base está que el derecho a la salud no está garantizado en su Constitución, sino solamente el derecho a elegir entre el sistema público, a través del Fondo Nacional de Salud (FONASA) o el privado, mediante las Instituciones de Salud Previsional (ISAPRES). Con respecto al sistema público, hay precariedad y limitado acceso a la atención, debido al insuficiente financiamiento, a la par que el FONASA compra servicios a clínicas privadas.

En tanto, en el privado existe una restringida y excluyente cobertura de atención en las ISAPRES, concentración empresarial entre clínicas privadas e ISAPRES (generando colusión y encarecimiento de la atención), incremento progresivo de las primas de los seguros y de las exclusiones por preexistencias, que perjudica a los adultos mayores, en una etapa de su vida cuando requieren mayores cuidados. Asimismo, existe un reducido acceso a medicamentos en las zonas menos acomodadas y poca disponibilidad de genéricos; así como una fuerte concentración monopólica y colusión en la industria farmacéutica, que produce sobreprecios.

Medicinas pastillas cápsulas farmacias - Diferencia de precios de medicamentos

Esta situación ha generado preocupación en las élites sociales y empresariales en el Perú, debido a que el modelo chileno ha sido un referente para su actual ordenamiento político y económico, copiándose muchas de las políticas de ese país. Así, el sistema de salud peruano no ha sido ajeno al desarrollo neoliberal, por lo cual muchos de los problemas del sistema chileno vienen replicándose en nuestro país.

En el Perú los medicamentos son caros y hay insuficiente acceso a genéricos, mientras que en el sector público hay un crónico desabastecimiento, que perjudica a los más pobres. Por ejemplo, en el caso de los oncológicos es excesivo: entre los años 2016 y 2017, para una muestra 12 productos, los precios se elevaron entre 21% y 142%, comparando el precio de importación con el que pagó el Estado. De esta manera, cada ampolla contra el cáncer fue facturada al Estado entre S/360 y S/3,280 más de su valor original; así, el Trastuzumab puede costar S/5,210 soles por dosis.

Asimismo, existe una abismal diferencia de precios para un mismo producto, entre la presentación genérica y la de marca, así como entre los medicamentos vendidos en las farmacias de las clínicas privadas y las farmacias de la calle, que pueden llegar hasta 550 veces más, tal como se observa en la siguiente tabla.

Para solucionar estos problemas, el gobierno ha promulgado el Decreto de Urgencia Nº 007-2019, denominado “Decreto de urgencia que declara a los medicamentos, productos biológicos y dispositivos médicos como parte esencial del derecho a la salud y dispone medidas para garantizar su disponibilidad”. Sin embargo, su texto está limitado a modernizar, optimizar y garantizar los procesos administrativos y logísticos para el abastecimiento de medicamentos para el sector público, mejorando las compras corporativas que viene realizando el Ministerio de Salud desde hace varios quinquenios, centralizando las de los gobiernos regionales y otras entidades públicas. Su pomposa denominación se contradice con la ausencia de disposiciones que instituyan el derecho ciudadano a los medicamentos, definiéndolo, regulándolo y estableciendo mecanismos de garantía y protección, quedando como una mera declaración de buenas intenciones. Asimismo, su cuarta disposición complementaria establece que las farmacias privadas tengan un pequeño stock de 40 medicamentos genéricos.

Sin embargo, la respuesta a este asunto requeriría analizar sus causas. En el sector público, el desabastecimiento se debe a ineficiencias en sus sistemas logísticos, pero también a que, en muchos casos, las empresas farmacéuticas dejan desiertas las licitaciones centralizadas del MINSA, para luego vender directamente a los establecimientos a mucho mayor precio.

En tanto, en el sector privado las dificultades responden al carácter monopólico del mercado farmacéutico de venta minorista, con un solo grupo económico (INRETAIL, del grupo Interbank) que controla el 95% de las ventas de las cadenas de farmacias. Anteriormente, en octubre de 2016, el INDECOPI multó con S/ 8’984,123.17 a cinco cadenas farmacéuticas por concertar precios; cuatro de ellas se fusionaron posteriormente en INRETAIL. Actualmente, este grupo económico ya no necesita concertar precios, simplemente pone los que desee.

Medicinas pastillas cápsulas farmacias

Asimismo, su encarecimiento en las clínicas privadas obedece a la naturaleza oligopólica de este mercado, donde las mismas aseguradoras son dueñas de las clínicas, que fijan precios exorbitantes para finalmente trasladarlos a las primas de los asegurados. Así, CREDICORP, del Banco de Crédito, posee 74 centros médicos en el país, cinco clínicas, tres cadenas de laboratorios y las compañías Pacífico EPS y Pacífico Seguros; mientras que el Grupo Breca, con participación del BBVA Banco Continental, es propietario de la red de la Clínica Internacional y de las compañías Rímac Seguros y Rímac EPS. Como puede constatarse, el mercado de la salud está dominado por un pequeño número de corporaciones vinculadas a los bancos.

Todo ello es consecuencia de la implantación del modelo neoliberal en nuestro país, que convirtió todos los bienes, incluyendo los medicamentos, en mercancías sujetas al lucro y la usura. En este escenario, la economía de mercado “se desarrolla sobre la base de la libre competencia y el libre acceso a la actividad económica”, en tanto que “la libre competencia implica que los precios de la economía resultan de la oferta y la demanda” . Para los medicamentos, este sacro precepto significa que las empresas establecen los precios en función del máximo que estén dispuestas a pagar las personas; lo dramático es que, cuando están en juego sus vidas, estas no escatiman esfuerzos, a costa de endeudarse hasta su quiebra económica.

Esta infamia se fundamenta en la Constitución Política del Perú de 1993, en que el Estado solo “garantiza el libre acceso a prestaciones de salud y a pensiones, a través de entidades públicas, privadas o mixtas”, es decir, al libre acceso al mercado, restringiendo el derecho a la salud a una condición de clientes en un mercado donde, en la práctica, no existe la libre competencia debido a su carácter oligopólico. Al igual que la constitución chilena, solo se garantiza el derecho a la usura.

En realidad, resolver los problemas con los medicamentos requiere introducir mecanismos de regulación de precios, desmontar los oligopolios y promover la competencia con una red de farmacias públicas. No obstante, ninguna de estas medidas se puede hacer con la actual Constitución. Al igual que en Chile, mejorar nuestro sistema de salud pasa por una nueva Constitución.

NOTA

Decreto Legislativo N° 757; Aprueban Ley marco para el crecimiento de la inversión privada. Lima, 13 de noviembre de 1991.

 

CARLOS BARDÁLEZ DEL ÁGUILA

Seguir leyendo
Anuncio

Especial

‘Revalorar la profesión docente para una educación de calidad es prioridad’

Publicado

el

‘Revalorar la profesión docente para una educación de calidad es prioridad’

El CPPe viene organizando una serie de actividades en homenaje al Día del Maestro y el Bicentenario de la República. Las actividades culturales y conferencias permiten analizar nuestra educación, identificando los problemas y proponiendo alternativas, desde una perspectiva democrática, humanista, científica y los valores patrióticos.

El 09 de julio se realizó una sesión solemne virtual para reflexionar sobre la labor de los profesionales de la educación en tiempos complejos. Participaron miembros de la Junta Directiva Nacional, Decanos de las filiales regionales, exministros de Educación, representantes de FONDEP, Foro Educativo, UNESCO, Consejo Nacional de Educación, Municipalidad Metropolitana de Lima, IPP, SUTEP, Asociación de Universidades del Perú – ASUP, Mesa de Concertación para la Lucha contra la Pobreza – MCLCP, Asociación Bicentenario – AB, DRE de Lima Metropolitana y Colegios Profesionales. Además, se hizo presente el saludo del escritor Eduardo González Viaña y del señor Ministro de Cultura Dr. Alejandro Arturo Neyra Sánchez.

Pablo Heli Ocaña Alejo, Decano Nacional del CPPe, resaltó la participación de los diferentes representantes del sector educación. Manifestó que la pandemia del COVID-19 nos permitió conocer las grandes brechas de la educación en infraestructura, servicios básicos, conectividad, salud y alimentación escolar, materiales educativos, entre otros. Manifestó la necesidad de impulsar una educación con contenido humanista, priorizando aprendizajes relevantes centrado en el desarrollo de las competencias fundamentales vinculadas a la ética y los valores, cuidado de la salud, amor a la patria, cultura e identidad nacional, cuidado ambiental, uso de la ciencia y la tecnología, y atendiendo nuestra diversidad con criterio descentralista. Es valorable el vínculo de la escuela-familia en el aprendizaje de sus hijos, y son ellos los que están sosteniendo la educación a distancia.

La educación es eje del desarrollo nacional. Exige una docencia con formación inicial de calidad, con escuela pública financiada con el 6% del PBI, apoyo a los educadores innovadores sistematizando sus propuestas pedagógicas, revaloración de la profesión docente reconociendo sus derechos, implementación del PEN 2036 con pertinencia, dotación de herramientas y conectividad para docentes y estudiantes acompañado de alfabetización digital.

El Decano Nacional del Colegio de Profesores del Perú, saludó al profesor Pedro Castillo por haber sido elegido Presidente de la República con el voto de la población que apuesta por el cambio. Manifestó que el país no está en sus mejores momentos, pero espera que el nuevo presidente dote de recursos suficientes para educación y salud a fin de atender a la población más necesitada, y que el CPPe estará siempre alerta para promover una serie de iniciativas para una mejor educación con docentes dignamente tratados y remunerados. Reiteró, que por el momento se necesita vacunar a todos los docentes y padres de familia para evitar poner en riesgo la vida y la salud de la comunidad educativa cuando se retorne a la presencialidad educativa.

Seguir leyendo

Especial

¿Los seguros de vida son una alternativa de inversión?

Publicado

el

¿Los seguros de vida son una alternativa de inversión?

Los seguros de vida con una tasa de interés garantizada tienen la característica de garantizar el retorno de la inversión, así como la rentabilidad obtenida, al finalizar el contrato.

En un momento como el que estamos viviendo, donde hay tanta incertidumbre, contar con una herramienta de inversión que te ofrezca una tasa de interés garantizada es un gran respaldo para ese excedente de capital que pudieras tener. En ese sentido, una forma para ahorrar, enfocada en la prevención del futuro de tu familia, es a través de un seguro de vida:

“Los seguros de vida son una excelente herramienta de inversión, ya que pueden generar una tasa de retorno garantizada al cliente. Además, le ofrecen distintas alternativas para financiarse, como rescates o préstamos sobre la garantía del dinero. Ello, mientras que su vida y la de su familia está asegurada, ya que los protegen en caso de fallecimiento. Esto último cobra relevancia sobre todo en este contexto de pandemia y de incertidumbre económica”, comenta Agustin Sueyras, Gerente Adjunto Comercial Personas de La Positiva Seguros.

Existen distintos tipos de seguros de vida con una tasa de interés garantizada, sin embargo, uno de los más solicitados es el Seguro Académico. Este seguro tiene la característica de garantizar el retorno de la inversión. Asimismo, ya que tiene como finalidad ayudar con el pago de la universidad de los hijos, garantiza una tasa de rentabilidad de hasta el 5.72% anual, la cual se entrega al finalizar el plazo.

Otra forma de invertir mediante un seguro de vida es a través de un Seguro de Vida con Inversión. Este seguro cuenta con un fondo de inversión (en soles o en dólares) donde el asegurado puede realizar aportes y/o retiros en el momento que lo desee. Incluso, le permite endosar la cobertura a créditos hipotecarios. En este caso, al tratarse de un producto de renta variable, el rendimiento del dinero está condicionado al rendimiento del fondo.

Resulta importante señalar que todos los seguros de vida otorgan al beneficiario, en caso de fallecimiento, la suma asegurada. Para ello, al momento de contratarlos, el asegurado elige el plazo y el monto de la misma.

También le permiten incluir coberturas adicionales como: (1) gastos de sepelio, en caso de fallecimiento; (2) una renta diaria durante los días de internamiento, en caso de ser hospitalizado; y (3) en caso de contraer invalidez total o permanente por alguna enfermedad y no poder continuar con las actividades laborales, recibir la suma asegurada.

“Hoy es el momento ideal para valorar más la prevención, a fin de tener la tranquilidad de que tus planes y los de tu familia no se interrumpirán ante cualquier imprevisto. Una forma de garantizar ese futuro es contar con un seguro vida, pues te permitirá proteger a tus seres queridos y a la vez ahorrar para cumplir tus metas. Incluso en este contexto de volatilidad del mercado es recomendable invertir en este tipo de seguros, ya que te garantizan la devolución de lo pagado con una rentabilidad al finalizar el contrato”, finaliza el ejecutivo de La Positiva Seguros.

Seguir leyendo

Especial

Gobierno para gobernar o seguir en campaña

Publicado

el

Pedro Castillo

Rudecindo Vega Carreazo

 

La viabilidad del gobierno de Pedro Castillo se verá manifiesta en el enfrentamiento a la pandemia mediante la universalización del proceso de vacunación y en la reactivación económica con empleo decente. Un mínimo tropiezo, no un bache, en ellos alertará muchos temores en los propios ciudadanos que votaron con esperanza por él y desbordará a la oposición empoderada de la segunda vuelta. Sagasti deja ambos temas inicialmente encaminados, el trazo del lidero y la ruta del camino es todavía enorme y deberá mejorar o cambiar pero no retroceder ni paralizar. El gobierno podría meter muchísimos goles desde los primeros días. Difícil que la gente acepte el “un paso atrás para dar dos adelante”, sirve de frase no de medida de gobierno. La ciudadanía le juzgará si es mejor que Sagasti y nada parecido a Vizcarra. La valla en realidad no es alta.

El respeto al Estado de Derecho y la institucionalidad democrática estará como telón de fondo, solo medidas, que la gente sienta como no prioritarias podrían distraer la gestión gubernamental y sumirnos en nuevas crisis políticas, de esas que ya estamos cansados. La gente quiere que su gobierno vele por la salud y el empleo y no continuar en campaña electoral. Corresponderá a Pedro Castillo demostrar que está hecho para gobernar y superar el estéril enfrentamiento electoral; para enfrentar los problemas del país y cerrar ya la campaña electoral. Cuatro son los momentos claves que definirán el rumbo y viabilidad de su gobierno: su mensaje de asunción de mando, sus primeras medidas gubernamentales, la conformación de su gabinete y la investidura ministerial. Todo es un bloque. Todo se juega en los primeros 30 días de gobierno. Los peruanos queremos un gobierno de 5 años no de meses o de algo que sea interrumpido.

1. El mensaje de asunción del mando servirá claramente para definir la ruta de su gobierno y demostrar cuan sincero se ha sido en la suscripción de compromisos en la segunda vuelta. Si su mensaje da cuenta que estos serán honrados tendrá latente o postergará las tormentas políticas; si por el contrario, lo prioritario es lo ofrecido de manera muy gaseosa en la primera vuelta acelerará la crisis política desde su primer día. El “No más pobres en un país rico” requiere hoy contenido y medidas concretas. Requerimos una propuesta de gobierno y no un discurso de campaña.

2. Las primeras medidas gubernamentales luego de la asunción y antes de la investidura ministerial serán el termómetro para medir al gobierno cuan gestor, ejecutivo y concreto se percibe. El espacio que existe en este tema es inmenso, inimaginable, en cada sector y en cada ministerio existen cientos de cosas por corregir y mejorar. Acá podría acumular mucho oxígeno y llegar con el partido ya ganado a la investidura ministerial. El Presidente y su gabinete se juegan la aceptación ciudadana en estos días previos a la presentación del gabinete al Congreso para lograr la investidura ministerial.

3. La conformación del gabinete en realidad siendo algo fácil se torna complejo cuando la propuesta de gobierno y su mensaje no son claros. El Presidente Pedro Castillo deberá tener la habilidad política de integrar (no solo sumar) a sus equipos de la primera y segunda vuelta con otros que no tomaron ninguna postura en la segunda vuelta e incluso con algunos que estuvieron en el equipo rival. Habrá mucha desazón seguramente, muchos deben sentirse legítimamente convocables y algunos necesarios, pocos serán los seleccionables y dentro de ellos solo algunos pisarán la cancha. Ojalá prime la concertación y el consenso y no el copamiento. Escoger personas decentes ya es un logro, si además son especialistas, tienen experiencia gubernamental y manejo político sería mejor.

4. La investidura del gabinete ministerial cierra el primer momento político del Gobierno de Pedro Castillo e inicia realmente su gobierno. Su primer gabinete informará el que hará y como lo hará desde el gobierno, afinará la propuesta gubernamental al detalle. Acá sabremos los ciudadanos a qué atenernos realmente con el nuevo gobierno. Y el Congreso definirá con su voto de investidura en realidad la viabilidad del gobierno o la reapertura de una nueva crisis política con nuevos actores. Para ser más precisos, ellos también alumbrarán su viabilidad como nuevo Congreso.

La decisión de ahorrarnos penurias hoy está, única y exclusivamente, en manos del Presidente Pedro Castillo. El partido y su equipo son su soporte, ojalá ellos tengan las mismas prioridades de gobierno que el país demanda y facilite la gestión de nuestro Presidente del Bicentenario.

Presidente Pedro Castillo, necesitamos un gobierno para gobernar, que combata la pandemia, que reactive la economía, que genere empleo decente, que por el origen suyo por fin tenga una propuesta de desarrollo rural, que luche contra la pobreza y combata la informalidad, que diversifique el aparato productivo, que mejore y reforme el proceso de descentralización, que combata sin tregua el narcotráfico y la corrupción. Lidérenos Presidente, no nos falle a los peruanos que confiamos en usted, ahórrenos la vergüenza de decir que nos hemos vuelto a equivocar y le suplicamos que no nos deje a merced de “los podridos, los congelados y los incendiados” que están al acecho en nuestro país.

Seguir leyendo

Tendencia

Av. Paseo de la República Nº 5610 Oficina 201 Miraflores - Lima - Perú Teléfonos: (+51 1) 782-1772
Copyright © 2021 - DIARIO UNO. El diario que siempre dice la verdad - Todos los derechos reservados - Diario UNO.