Increíble pero cierto: sobregasto en medicamentos

En el Perú estamos día a día frente a situaciones que nos muestran un sector Salud que evidencia la falta de recursos para mejorar la infraestructura del sector, para los salarios de los distintos profesionales en salud, para resolver los problemas para garantizar la atención integral de todas y todos los ciudadanos, entre otros. A pesar de ello tenemos un Estado que viene pagando anualmente más de 21 millones de soles por el medicamento Atazanavir 300 mg que es utilizado para el tratamiento del VIH/Sida.

¿Qué es lo grave de esta situación? Comparado con otros países como Argentina, Brasil y Colombia, en el Perú se paga el precio más alto de la región por este medicamento, Atazanavir 300 mg. Este medicamento le cuesta al Estado 25 veces más que lo que se paga en la versión genérica en Bolivia.

La industria farmacéutica que se beneficia de la patente en el Perú es Bristol Mayer Squibb, a través de su producto Reyataz®, que está patentado hasta el 2019 y que hasta ese año el Estado Peruano estaría pagando un sobregasto de más de 130 millones de soles.

Desde hace un tiempo, diferentes organizaciones de la sociedad civil venimos advirtiendo este sobregasto, que representa más del 50% del presupuesto destinado a antirretrovirales en el MINSA y EsSalud. Y hemos solicitado al Estado use los mecanismos que permitan un mejor uso de los recursos (que bastante se necesita) y que no contravienen convenios ni pactos internacionales.

En esa lógica la licencia obligatoria es un mecanismo legítimo que permitiría el ingreso de la competencia al mercado, con lo que se reducirían los precios.

Este sería un mecanismo perfecto para obtener un mejor precio del Atazanavir, en beneficio de todos los peruanos y peruanas. Solo se necesita decisión política del presidente Ollanta Humala Tasso para que declare de interés público el uso de este medicamento y así proceder con la licencia obligatoria. ◘

Reacciones