El éxito de la educación: El Maestro

La vida escolar, universitaria, familiar y profesional o laboral, se desarrolla en contextos altamente heterogéneos. Esto se debe a las diferencias y semejanzas que pueden presentar los sujetos en lo referente a sus experiencias de vida, sus necesidades fundamentales, su cultura y las particularidades propias del entorno en que se desenvuelven. Diferencias y semejanzas que están enmarcadas dentro de la diferenciación establecida por la presencia de las inteligencias múltiples.

Cada persona es única e irrepetible. Y de aquí debe partir todo concepto de educación.

La educación debe enfatizar el desarrollo de las competencias en las que se integren dinámicamente: capacidades, conocimientos, actitudes y valores, en un proceso educativo contextualizado en el que se debe tener en cuenta el estilo y el ritmo de aprendizaje de los alumnos; a fin de que todos se desarrollen plenamente como personas.

Para Ismael Sanz, funcionario del Ministerio de Educación Español y responsable de las pruebas PISA. “La inversión no es la solución mágica para la mejor educación”.

Es decir, no cree que “el crecimiento económico sea sinónimo de óptimo aprendizaje”.

En un principio, la inversión en infraestructura y equipamiento, puede resultar apropiada, pero el aspecto fundamental o la piedra angular del Proyecto Educativo solo tiene un nombre: El Maestro.

Y tal vez aquí esté el secreto del éxito en países como Finlandia y otros, que vienen ocupando los primeros puestos en las pruebas PISA.

Si el éxito está centrado en el Maestro, es hora de volcar, pues, nuestra mirada y nuestra preocupación hacia él, desde el comienzo: ¿Quiénes deben postular a las universidades, para seguir una carrera de Formación Docente? ¡Solo los mejores!

¿Cuál debe ser su formación en las universidades?

A tiempo completo. Y de manera holística: Cultura general, Conocimientos propios de área, buena Ortografía y Redacción, Razonamiento, manejo de aula, dominio de las TIC y fundamental, un gran desarrollo de la inteligencia emocional y la motivación.

Y cuando ya son egresados y empiezan su labor como docentes; recordar que “cada día se aprende algo nuevo”. Y deben seguir avanzando y estudiando todo el tiempo, a fin de mantenerse siempre actualizados.

Atendiendo a esta necesidad de un maestro siempre actualizado y consciente de que el éxito de la educación radica en un maestro A1; Ediciones Corefo, ha creado un programa de formación continua para la Comunidad Educativa que año a año pone a disposición de los maestros, en el que ofrece: Capacitación de Verano, Capacitación Anual, diferenciadas por niveles: Inicial, Primaria, Secundaria, Tutores y Directores.

Para la realización de este ambicioso proyecto cuenta con la colaboración de su socio estratégico, el Instituto Pedagógico de Monterrico, líder en la formación de maestras por más de un siglo. ◘