Contáctanos

“A Torrijos lo murieron”

Publicado

en

Roberto Díaz, primo hermano del general Omar Torrijos

Roberto Díaz, embajador de Panamá, que trabajó al lado de su primo hermano Omar Torrijos, abarca una etapa dramática de América Latina, así como las perspectivas de las relaciones con el Perú.

La siguiente entrevista la publiqué en Caretas y la reproduzco ahora en vista de la situación política en Centroamérica y el Caribe.

En la residencia de su misión nos recibió, jovial, animoso, el Embajador Extraordinario y Plenipotenciario de Panamá en el Perú. En el diálogo desplegó el filme de una época de Panamá, filme que se cortó con la muerte del general Omar Torrijos. Historia intensa la de Panamá. Empezó el 3 de noviembre de 1903, cuando se independizó de Colombia. Quince días después, el comerciante francés Philippe Buneau-Varilla firmó en Washington, a nombre de Panamá, con título apócrifo, la concesión a Estados Unidos, a perpetuidad, del uso, la ocupación y control del área en que se construiría el estratégico Canal. Artífice de la imposición fue el presidente de los Estados Unidos, Theodore Roosevelt, el del gran garrote. En su campaña por la nacionalización del Canal, Torrijos había dicho en el Consejo de Seguridad de la ONU: “Nos han clavado una perpetuidad que significa el infinito más uno”. Gracias a la comprensión del presidente Jimmy Carter, y a su relación cordial con Torrijos, los Estados Unidos firmó el tratado que traslada los bienes del Canal a su legítima dueña. En la entrevista, el flamante Embajador de Panamá detalla posibilidades en la relación con nuestro país, y no elude el caso Bavaria, que involucra a autoridades del anterior régimen panameño.

—¿Cómo, partiendo de un pequeño pueblo campesino, usted llega a los más altos cargos de Panamá?

—En mi pueblo todos eran o querían ser maestros. Mi madre era maestra, una tía era maestra, un hermano era maestro. Bueno, terminé los tres primeros años de secundaria y se planteó el problema de qué estudios seguir. Mi padre me dijo que no podía costearme una carrera. Éramos nueve hermanos. Entonces, intervino un tío que era alcalde. Yo ya escribía a máquina, así que fui a pedirle trabajo a mi tío. Tenía 14 años. Me hicieron una prueba, y la pasé. Después me pusieron un sueldazo. Era una manera de ayudar a la familia.

—¿Cómo se produjo su llegada, temprana, al Perú?

—Atravesé en esa época una crisis existencial. Quería seguir estudiando. Se me ocurrió escribir a todos los presidentes de América Latina para pedirles una beca. El texto era igual para todos: “Soy un joven de escasos recursos económicos, de Santiago de Veragua, República de Panamá”. Corría el año de 1955. En ese tiempo casi todos los presidentes latinoamericanos eran generales. Era la época de la doctrina de seguridad continental de Estados Unidos, que propiciaba las dictaduras de derecha. Me empezaron a llegar respuestas, que en realidad eran excusas. En lenguaje rimbombante, me decían que no había convenios bilaterales. Casi dos meses después, cuando estaba trabajando en la pequeña chacra de mi madre, me avisaron que tenía un telegrama de la embajada de Panamá en Lima. Me comunicaban que me habían concedido una beca para estudiar en el Colegio Militar de Lima. Mi padre organizó una colecta entre los parientes. Compraron ropa y otras cosas, y me mandaron para Lima. Llegué el primero de mayo.

—¿Sufrió en el Leoncio Prado los maltratos que se pintan en La Ciudad y los Perros de Mario Vargas Llosa?

—No. Pero sí era extraño. Además, había llegado cuando ya había empezado el año académico. En el colegio tenía todo; pero el problema era de los días domingos. Mi familia no tenía dinero para enviarme. Mi madre, hermana de la madre de Omar Torrijos, falleció y no pude ir a su entierro. Quise aprovechar para estudiar Derecho; pero eso no era compatible con el Colegio Militar. Aproveché, sí, para ingresar a la Escuela Nacional de Policía, donde había cursos de iniciación jurídica. Tuve allí como profesor a un gran penalista peruano, el doctor Luis Bramont Arias. Cuando regresé a Panamá, me dijeron que no debía estudiar Derecho, porque la facultad de esa rama era comunista. Entonces me dediqué a la carrera militar. Posteriormente llegué a ser secretario del general Omar Torrijos, que era mi primo hermano. Fui su asistente hasta que a Omar lo murieron.

Omar Torrijos

El general Torrijos fue víctima de la CIA y de vendepatrias.

—¿Por qué dice usted que “lo murieron”?

—Bueno, como usted sabe, los magnicidios son cosas muy difíciles de investigar. Yo creía al principio que su muerte se había debido a un accidente. Pero dos años después Moisés, el hermano mayor del general, que era un periodista famoso y con muchas vinculaciones, me comunicó información que le había hecho llegar Juan Bosh, el expresidente de la República Dominicana: alguien que se decía ex agente de la CIA afirmaba que la muerte del general fue producto de un complot que se denominó “Para derribar al halcón en pleno vuelo”. El avión en que cayó Torrijos era una avioneta bimotor Twin Otter. Su viaje era de 27 minutos, desde un lugar que se llama Penonomé, para ir a un caserío donde él tenía una casa, en la cual él se relajaba, viviendo con un grupo de campesinos a quienes había ayudado. Era una casa de madera, que los campesinos habían construido. Iba para dejarles un dinero, destinado a una fiesta. Nunca llegó, pues. Pero había manos foráneas y también la mano del general Manuel Noriega.

—¿Por qué la CIA si ya se había firmado el Tratado que devolvía el Canal a Panamá?

—Ese fue el enigma. El Tratado se había firmado en 1977 gracias a un hombre extraordinario de Estados Unidos, el presidente Jimmy Carter. Sin Carter, sin Torrijos no hubiera habido Tratado. Torrijos había hecho una campaña en todos los continentes a favor de esa salida. Por Panamá pasó medio Congreso de Estados Unidos. Torrijos tenía una casa de playa. Allí los recibía en una hamaca. Cuando se firmó el Tratado, Torrijos se hizo acompañar, por ejemplo, por Gabriel García Márquez, que tenía impedimento para viajar a Estados Unidos. Él le dio pasaporte panameño. Asimismo se lo dio al novelista inglés Graham Greene, que también tenía impedimento.

—¿Por qué estaba Noriega contra Torrijos?

—Desde 1976, él tenía deseos de suceder a Torrijos. Un par de veces Torrijos me dijo: “le tengo miedo a Noriega”. Lo decía y lo dejaba ahí. En esa época era director de la CIA un hombre que apadrinaba a Noriega. Ya entonces había congresistas de Estados Unidos que sabían que Noriega estaba metido en el tráfico de la droga. Repito: difícil es, en casos de magnicidios, llegar a la verdad. Yo iría más allá: más de una vez Omar me dijo: “mi muerte será violenta”.

—¿Cómo define a Martín Torrijos, hijo del general, y flamante presidente de Panamá?

—Fue elegido por una votación masiva. Se conocen sus méritos como economista. Estudió en Chicago y sabe lo que nuestros países deben hacer para que sus industriales, sus agricultores, sus hombres de negocios puedan salir airosos en el mundo de la globalización. En ese marco se sitúa mi función en el Perú. Deseamos ampliar el comercio, cuya balanza es favorable al Perú. Es natural, porque el Perú tiene una gran variedad de productos para ofrecer. En Panamá tenemos una gran comunidad peruana, muy trabajadora. El peruano busca el norte, y es natural, por razón de la moneda. En Panamá, la mayoría de los que venden productos para el desayuno de los trabajadores en la madrugada son peruanos.

—También hay otro tipo de peruanos, supongo…

—Naturalmente, hay los que quieren ir a los Estados Unidos por un portillo, y tenemos que desterrarlos. Bueno, pero quiero hablar de la misión que me ha confiado el presidente Martín Torrijos. Nos interesa conocernos mejor. Nosotros también tenemos pobres y marginados. Panamá debería ser una tacita de oro, por toda la riqueza que el Canal ha generado para otros. Pero, en fin, no se puede vivir pensando en el ayer, aunque hay que tomarlo en cuenta. Tenemos cosas que hacer juntos. Por ejemplo, el Perú puede asesorar a Panamá en pesquería, en pesca artesanal, puesto que nuestro país tiene costas en dos océanos. Panamá puede enseñar algo en servicios, en finanzas.

—En el pasado reciente Panamá ha sido escenario de escándalos relacionados con el Perú. En el caso Bavaria aparecen dos cuadernos de bitácora distintos sobre el viaje de un personaje.

—Bueno, lo he estado leyendo y, además, está planteado en los departamentos judiciales de Panamá. Por alguna razón, manos panameñas, durante el anterior gobierno, manosearon documentos, y ese manoseo ha traído dificultades en la investigación. No hay duda de que hubo manos panameñas metidas en eso, indebidamente. El caso está en los tribunales, y hay conversaciones entre los dos países. Naturalmente, yo, como abogado solo puedo hablar de supuestos delitos.

—Una curiosidad: ¿qué papel desempeña Rubén Blades en el nuevo gobierno panameño?

—Rubén ayudó mucho en la campaña electoral de Martín Torrijos. Antes, en anterior elección, él mismo fue candidato presidencial. Creó en ocho meses un partido, Papá Agoró, que en lengua de una etnia nativa quiere decir “madre tierra”. Sacó muchísimos votos. Rubén es un hombre que ha llevado a la salsa un mensaje social. Su pasión es la música. Tiene una canción que me hizo llorar. Yo en 1987 acusé al general Noriega de crimen de narcotráfico. Caí preso con mi familia. Hubo presión de varios gobiernos, entre ellos el del gobierno aprista del Perú, a través de Armando Villanueva, para que no se me mate. Volviendo a Blades, es actualmente Director del Instituto Panameño de Turismo, con categoría de ministro. Ante todo, él es embajador permanente de Panamá. Rubén es, como ministro, un hombre a quien le piden autógrafos. Ahora bien, el éxito en general marea. Pero no ha ocurrido con él. La canción que me hizo llorar se llama “Patria”.

—¿Cómo define a Omar Torrijos?

—Como un patriota que quería que el Canal estuviera en manos panameñas, y que sirviera a todos los países sin distingos. Era también un pragmático. Un panameño que está escribiendo una biografía de Torrijos le dijo a Jimmy Carter: “A Torrijos lo acusaban de comunista, o de narcotraficante, o de drogadicto. ¿Usted lo investigó?”. La respuesta fue: “Teníamos que investigarlo. Y pasó la prueba”.

Omar Torrijos

Gabo recibió de Torrijos pasaporte de panameño, para que pudiera ingresar a los Estados Unidos.

Un ilegal en Washington

En 1977, en la firma en Washington de la recuperación del Canal, García Márquez estuvo presente, porque Torrijos le dio pasaporte panameño. En su libro Notas de Prensa, el narrador cuenta la respuesta de Torrijos a una misiva insolente del gobierno de Ronald Reagan: “Doy este mensaje por no recibido por haberse equivocado de destinatario. Debió ser enviado a Puerto Rico”.

Seguir leyendo
Anuncio

Política

Keiko y su fiscal atentan contra la democracia con su afán de venganza

Publicado

en

Pedro Gonzalo Chávarry y Keiko Fujimori

La apertura de una investigación preliminar al expresidente Pedro Pablo Kuczynski, la segunda vicepresidenta, Mercedes Aráoz, el congresista Carlos Bruce y otros legisladores y funcionarios, por la presunta compra de votos con prebendas para evitar la vacancia de Kuczynski, dio la razón a los analistas y medios de prensa que anunciaban una operación venganza ordenada por la “Señora K”.

El tema fue analizado por parlamentarios de diversas tendencias y analistas entrevistados por Diario UNO, como Carlos Monge, quien dijo que Chávarry funciona como una suerte de peón del fujimorismo, en este juego de poderes con el Ejecutivo, porque sirve a los objetivos de Keiko Fujimori y Fuerza Popular, al apuntar contra el presidente Martín Vizcarra como meta de su afán de venganza.

Recordó que Chávarry ya abrió investigación al exministro Alfredo Thorne por el caso de Chinchero, que es un pretexto porque su objetivo real es Vizcarra, por su papel en el tema cuando fue ministro de Transportes y Comunicaciones.

“Y ahora se pone la puntería no en Bruce y otros, sino en la vicepresidenta Mercedes Aráoz, entonces queda claro que en el movimiento de piezas de la Fiscalía de la Nación, en este caso Chávarry, está apuntando a Vizcarra”, manifestó.

Martín Vizcarra Cornejo con la gente

CHANTAJE

Indicó que es una suerte de chantaje o de venganza por la manera cómo el presidente Vizcarra ha arrinconado al fujimorismo y lo ha derrotado políticamente, en esta puja en torno a las reformas porque lo ha obligado a hacer lo que no querían y se ha partido la bancada por primera vez desde la salida de la facción de Kenji que votó de manera diferenciada.

“Entonces es una venganza por esa derrota política y es también un chantaje diciéndole ‘la próxima que me pongas contra las cuerdas te puedo vacar’. Ahí las palabras del presidente del Parlamento, Daniel Salaverry, vuelven a cobrar toda su significación cuando él mencionó que constitucionalmente esa era también una posibilidad”, dijo.

“Además hay que recordar que Rosa Bartra, en declaraciones en referencia a la Comisión Lava Jato apuntó a PPK, pero mencionó que Vizcarra también podría estar considerado”, advirtió.

MAFIOSOS

“Fuerza Popular está sumamente penetrado por mafias de todo tipo y por dineros ilegales, porque ese es el fondo de la cuestión, lo que está en juego. Porque la alianza del Apra con el fujimorismo es el acuerdo de dos grupos mafiosos, que a su vez están montados sobre intereses mafiosos en la sociedad y viven en permanente colusión con grupos mafiosos al interior del Estado”, añadió.

Asimismo, destacó que esta situación de un Estado y un sistema político profundamente corrompidos, es lo que desacredita totalmente a la democracia a los ojos de la gente, entonces quien contribuye y defiende ese estado de las cosas se convierte en un enemigo claro de la democracia.

Pedro Pablo Kuczynski (PPK)

VENGANZA DE KEIKO

Maritza García, parlamentaria No Agrupada, declaró que le parece mucha coincidencia, una reacción, un contraataque del fiscal Chávarry contra el informe del parlamentario Sheput, al que pretende desmerecer y debilitar con esta acusación sin sentido.

En el caso de ella y de sus colegas que renunciaron a Fuerza Popular los están procesando, abriendo investigación por no haber votado de manera uniforme con Fuerza Popular y por haber viajado con el expresidente Pedro Pablo Kuczynski, lo cual no es delito, y lo han hecho también los congresistas keikistas.

“Es insólito, este es un acto de venganza de Keiko Fujimori con la finalidad de intimidar a la ciudadanía porque finalmente esto va a terminar con presos políticos, ella lo que está buscando es intimidar a la ciudadanía”, afirmó.

Maritza García resaltó que lo que se viene acá es una crisis política terrible y dijo que va a tener que empezar a buscar las garantías que el caso corresponde para no dejarse avasallar en sus derechos fundamentales.

SIGUEN VIZCARRA Y ARÁOZ

La parlamentaria indicó que lo que a los peruanos nos debe quedar claro es que hay una serie de actos sistemáticos que ya están planificados y se van desarrollando de manera secuencial hasta llegar al objetivo final.

“Claramente lo advertí hace mucho tiempo cuando estaba dentro de la bancada, que ya se escuchaban voces que no se iba a dejar trabajar al en ese entonces presidente Kuczynski, que tenían que bajárselo; que el objetivo final del fujimorismo es preparar el escenario político para las elecciones del 2021, copar las instituciones del Estado y ganar a la fuerza”, aseveró.

Además, dijo que estos son actos planificados, primero vacar a PPK, después Vizcarra y luego a Mercedes Aráoz, porque ya lo estamos viendo con este acto de Chávarry, para dejarle la posta a Keiko Fujimori, pero antes a quien sea el presidente de turno en el Legislativo, en el momento que se desate la crisis política.

AUTORA INTELECTUAL

“Ahora queda accionar legalmente, porque aquí hay una autora intelectual que es la ‘Señora K’, porque ella es la que está utilizando las instituciones del Estado y está cobrando venganza mediante instituciones como el Ministerio Público, lo cual es grave porque un fiscal de la Nación no se puede utilizar para una venganza política”, denunció García.

“A Pedro Chávarry se le está investigando como cualquier otro funcionario que en el ejercicio de sus funciones cometa alguna infracción constitucional en la comisión de un delito”, dijo.

La congresista apuntó que si Chávarry se hubiese apartado del cargo de manera prudencial para ser investigado no se hubiera llegado a este informe de Juan Sheput. “Pero él ha provocado esta situación porque se ve protegido por Keiko Fujimori y por la bancada de Fuerza Popular”, agregó.

HAY UNA RELACIÓN

Alberto Adrianzén, analista político afirmó que la medida tomada por Chávarry es una respuesta política al informe de Sheput, porque el problema es que mientras no renuncie o no separen al fiscal de la Nación, esta guerra va a seguir, por eso el Congreso debería actuar de manera rápida y separar a Chávarry.

Refirió que mientras más tiempo se demora una reacción del Parlamento respecto al titular del Ministerio Público, uno puede sostener que efectivamente hay una relación entre el fujimorismo y el fiscal, por eso al Congreso le conviene.

“Lo que está quedando claro es que no basta el tema del referendo para terminar con la corrupción, eso tiene que enfrentarse de manera decidida por el Gobierno, esto tiene que terminarse y yo noto por parte del Ejecutivo una debilidad en este punto. Tiene que opinar políticamente, no basta con hablar del referendo”, enfatizó.

“Una posibilidad es que esto termine en una guerra abierta, unos por la vacancia y otros por el cierre del Congreso y en ese sentido, pedir que se investigue a la vicepresidenta Mercedes Aráoz, porque si efectivamente logran vacar a Vizcarra y a Aráoz, el presidente de la República será el titular del Congreso, por eso creo que tiene que haber una solución rápida porque esta es ya una guerra de desgaste que afecta tanto a unos como a otros”, agregó.

USO INDEBIDO DEL PODER

Por su parte, Alberto Quintanilla, parlamentario de Nuevo Perú, señaló que este es un uso indebido del poder, porque es un desatino la decisión del fiscal Chávarry de reaccionar de inmediato después de haber hecho público su informe Juan Sheput.

“Se ve como venganza política que ilegitima la acción del Ministerio Público. Él ha debido actuar con mayor prudencia y buscar mayor distancia e imparcialidad, lo cual ratifica que debe irse”, añadió.

“Creo que hay una suerte de venganza por parte del fujimorismo en alianza y a través de Chávarry, lo cual debería dejarse de lado. Pero ellos no entienden que la democracia también significa ciertos límites en la contienda política, no es un sálvese quien pueda y el todo vale. Porque existen límites éticos y políticos”, agregó el legislador.

 

YÁSSER GÓMEZ CARBAJAL

Seguir leyendo

Política

Aráoz y Bruce seguros de que es una represalia

Publicado

en

Mercedes Aráoz - Carlos Bruce

La vicepresidenta Mercedes Aráoz y el congresista Carlos Bruce coincidieron hoy en que el fiscal de la Nación, Pedro Chávarry, usa su cargo para venganzas políticas, al criticar la investigación preliminar que les inició dicha autoridad.

Aráoz cuestionó que a horas de conocerse el informe del legislador oficialista Juan Sheput recomendando destituir e inhabilitar a Chávarry, este abriera “una investigación sin sustento” que tiene por evidencia un viaje de supervisión de obras hecho con varios congresistas.

“Es claro que la Fiscalía es usada como instrumento de venganza política”, escribió en Twitter.

Por su parte, Carlos Bruce consideró que “es una coincidencia bien rara” que Chávarry anunciara la investigación justo después del informe de Juan Sheput.

Dicha pesquisa, que tiene aún condición de preliminar, incluye a Pedro Pablo Kuczynski, Mercedes Aráoz, Carlos Bruce, Marvín Palma, Maritza García y Lucio Ávila.

Además, les atribuye presunto cohecho activo genérico, cohecho pasivo impropio, tráfico de influencias y pertenencia a una organización criminal en agravio del Estado.

“Es un delito usar su cargo para vendettas políticas (…) Esto se llama usar el cargo para finalidades políticas y defenderse de acusaciones que está teniendo”, dijo Bruce indignado.

El parlamentario calificó de apresurada la investigación llevada a cabo por Chávarry.

“Se me incluye en la investigación por haber viajado a Tumbes con la primera ministra y congresistas. Todos sabemos que los ministros viajan todas las semanas y eso no tiene nada de malo, pero yo nunca viajé a Tumbes, el viaje que me atribuyen es falso”, aseveró.

“Esto demuestra lo apresurado con que han armado el documento como una reacción al informe de Juan Sheput”, añadió el congresista.

Seguir leyendo

Política

Fiscal Chávarry arremete contra informe que plantea destituirlo

Publicado

en

Pedro Gonzalo Chávarry

El fiscal Pedro Chávarry arremetió ayer contra el informe del congresista Juan Sheput que lo acusa de presuntas infracciones constitucionales y recomienda su destitución, la que se ha convertido en un clamor nacional, al que solo se opone el partido fujimorista Fuerza Popular (FP), cuyo respaldo hace que el personaje se aferre al cargo sin rubor alguno, pese a que el país entero demanda su retiro.

Chávarry intentó desacreditar el informe presentado por Sheput a la Subcomisión de Acusaciones Constitucionales del Congreso, lo que fue considerado como lógico primer paso a la destitución del fiscal cuestionado por sus relaciones estrechas con la organización criminal “Los Cuellos Blancos del Puerto” y a quien la bancada fujimorista y la propia Keiko Fujimori protegen.

“El informe de Sheput colisiona con la Constitución. Su motivación es subjetiva, por lo tanto, bajo el criterio de conciencia usado por el Tribunal Constitucional, deberá ser rechazado en el marco de un estado constitucional de derecho”, sostuvo Chávarry en un mensaje de Twitter.

Agregó que “La Subcomisión de Acusaciones Constitucionales del Congreso debe rechazarlo pues, sin mayor argumento, pretende destituirme del cargo de Fiscal de la Nación, yendo contra la legalidad”.

“QUE DIGA LO QUE QUIERA”

En la misma red, Sheput descartó contestarle pero escribió un mensaje que tácitamente señala que no va a retroceder ante los ataques de Chávarry y solo señaló que este “puede decir todo lo que crea conveniente. Está en su derecho. Lo mismo hicieron todos los otros implicados tanto del CNM como del Poder Judicial”.

“Yo solo me pronunciaré en la Subcomisión de Acusaciones Constitucionales”, añadió, en referencia a la fundamentación del informe que debe hacer dentro de los plazos legales establecidos.

En su informe, Sheput plantea la destitución de Chávarry y su inhabilitación por diez años, lo que significa que, de aprobarse la acusación, no podrá ser fiscal ni ocupar ningún cargo público, por ser autor de graves infracciones a los artículos 3, 39, 44 y 158 de la Constitución.

Según el procedimiento establecido, el informe del parlamentario oficialista tendrá que debatirse en la Subcomisión de Acusaciones Constitucionales, la próxima semana. Si en esta instancia fuera aprobado, se trasladará el informe a la Comisión Permanente para un nuevo debate.

TREMENDO EXPEDIENTE

Según un reciente informe del portal de investigación Wayka, Chávarry inició su carrera en el Ministerio Público como fiscal provincial en setiembre de 1986, durante el primer gobierno de Alan García, a quien se le ha vinculado desde aquella época, aunque alega que la versión es falsa.

La fuente indica que 1994 ascendió a fiscal superior en mayo de 1994, bajo el mando de la entonces fiscal de la Nación, Blanca Nélida Colán, quien usaba el Ministerio Público como herramienta del régimen dictatiorial de Alberto Fujimori y recibía por ello diez mil dólares mensuales del Servicio de Inteligencia Nacional (SIN), instrumento de corrupción y represión manejado por Vladimiro Montesinos.

Nélida Colán terminó presa hasta 2008, condenada por los delitos de encubrimiento personal, omisión de denuncia y enriquecimiento ilícito, debido a que se negó a investigar a Montesinos por presuntos cobros de cupos al narcotráfico y por el ‘vladivideo’ en que aparecía sobornando al excongresista Alberto Kouri, cuya difusión precipitó el desmoronamiento de aquel régimen y la fuga y renuncia por fax de Fujimori desde Japón.

Chávarry llevaba unos meses como fiscal, cuando, en agosto de 1994, fue nombrado secretario general de la Fiscalía de la Nación, es decir estrecho colaborador bajo el mandato de Blanca Nélida Colán, operadora de Montesinos, y sus críticos señalan que hoy utiliza los métodos de su jefa y mentora, los que habría puesto al servicio del fujimorismo.

MENTIRAS

En julio 2002, tras la caída de ese gobierno Chávarry tuvo que dejar el Ministerio Público por no haber sido ratificado, lo que equivale a ser expectorado o declarado tácitamente indeseable

Chávarry se dedicó entonces a la actividad privada y en marzo de 2003 fue abogado del empresario peruano James Stone Cohen, traficante de armas que formaba parte de la mafia de Montesinos y al que defendió durante tres años, lo que ha negado, diciendo que fue solo consultor.

Haber mentido reiteradamente, por cierto, es otra de las causas por las que Chávarry, para la mayoría de los partidos y ciudadanos, debe renunciar, por no cumplir el requisito de imagen impecable que se exige para ser fiscal de la Nación.

En 2007, ¡oh casualidad!, con García nuevamente en el Gobierno, fue reincorporado como fiscal superior titular, beneficiado por un acuerdo de solución amistosa con el Estado, dispuesto por la Comisión Interamericana de Derechos Humanos.

ALGO MÁS

Al parecer, tras volver al Ministerio Público, Chávarry no abandonó sus acciones cuestionables, pues en abril de 2017, ya como fiscal supremo, emitió una resolución que dio impunidad a condenados por corrupción en la Caja de Pensiones Militar Policial, por un presunto desfalco durante la dictadura, recuerda Wayka.

Seguir leyendo

Lo más reciente

Pedro Gonzalo Chávarry y Keiko Fujimori Pedro Gonzalo Chávarry y Keiko Fujimori
Políticahace 9 horas

Keiko y su fiscal atentan contra la democracia con su afán de venganza

La apertura de una investigación preliminar al expresidente Pedro Pablo Kuczynski, la segunda vicepresidenta, Mercedes Aráoz, el congresista Carlos Bruce...

Mercedes Aráoz - Carlos Bruce Mercedes Aráoz - Carlos Bruce
Políticahace 9 horas

Aráoz y Bruce seguros de que es una represalia

La vicepresidenta Mercedes Aráoz y el congresista Carlos Bruce coincidieron hoy en que el fiscal de la Nación, Pedro Chávarry,...

Pedro Gonzalo Chávarry Pedro Gonzalo Chávarry
Políticahace 10 horas

Fiscal Chávarry arremete contra informe que plantea destituirlo

El fiscal Pedro Chávarry arremetió ayer contra el informe del congresista Juan Sheput que lo acusa de presuntas infracciones constitucionales...

Elecciones votaciones urna Elecciones votaciones urna
Políticahace 10 horas

Nuevos líderes se imponen en distritos

A menos de quince días para las elecciones, nuevos rostros renovarán nuestra clase política. Sin duda alguna, mucho tiene que...

Jurado Nacional de Elecciones (JNE) Jurado Nacional de Elecciones (JNE)
Políticahace 10 horas

Sillas de los que escapen del debate estarán vacías

La gran mayoría de los partidos políticos que postulan a la Alcaldía de Lima Metropolitana acordó que se exhiba la...

Elecciones Votaciones ONPE Elecciones Votaciones ONPE
Políticahace 10 horas

Observadores extranjeros en comicios de octubre

El Jurado Nacional de Elecciones (JNE) acreditó a observadores de Argentina y Ecuador para las Elecciones Regionales y Municipales del...

Úrsula Letona Úrsula Letona
Políticahace 10 horas

Mejor es reírse

Sí jefa, lo que usted diga, jefa

Daniel Urresti Daniel Urresti
Políticahace 10 horas

La voz clara

“Te aseguro que nadie tiene nada que copiarte. Todos los demás hemos tenido la humildad de asistir a todos los...

Ricardo Belmont Cassinelli Ricardo Belmont Cassinelli
Políticahace 10 horas

La palabra

“No me animen tanto porque si no me veré obligado a ir al debate del Jurado Nacional de Elecciones a...

Rosa María Palacios Rosa María Palacios
Políticahace 10 horas

En el twitter

“Es evidente que el propósito es enlodar a todos por igual. Pero ni todos lo pidieron, ni alguno cobró. Nunca...

Publicidad

Tendencia

Calle Max González Olaechea Nº118 Urbanización Las Leyendas – San Miguel - Lima - Perú Teléfonos: (+51 1) 565-7756
Copyright © 2018 - DIARIO UNO. El diario que siempre dice la verdad - Todos los derechos reservados - Diario UNO.