Entre la violencia de hombre y la desidia de autoridades

PELIGROSO ESCENARIO

Centro Emergencia Mujer (CEM)

Para las participantes de Ni una Menos Somos Todas, ambas jóvenes son un claro ejemplo de la violencia que padecen las mujeres en el país y de un sistema judicial que hace muy poco por hacer justicia a las víctimas de la violencia de género.

“Hay mujeres desaparecidas, como Solsiret Rodríguez que ya lleva 11 meses desde que desapareció sin dejar rastro. Los casos no solo se registran en Lima, sino también en el interior del país, pero pasa el tiempo y no se investiga”, lamentó la activista Eva Machado.

Para las sicólogas de los Centro de Emergencia Mujer (CEM), la misoginia y el machismo son parte importante de este problema. “Por ejemplo, cuando un grupo de adolescentes ultraja a una niña en un hostal, la gente juzga a los padres de la menor porque no estaban cuidando a su hija, pero nadie cuestiona qué pasó por la mente de esos chicos que creen que pueden disponer del cuerpo de una adolescente. Es como si en nuestra cultura la mujer no valiera nada, solo es un objeto que se usa y, si no te gusta, pues te mato”, opinó la sicóloga Rosa Barraza.

Reacciones