Minoristas mantienen precios

Abastecimiento de alimentos es normal y solo el limón y la cebolla suben por efecto de las intensas lluvias, desbordes y huaicos en todo el país.

Mercados - verduras

A excepción del limón y la cebolla, elementos indispensables en el exquisito ceviche peruano, que han subido 600% y hasta 140%, respectivamente, al igual que la espinaca, que subió hasta 200%, y el tomate, hasta 40% -dependiendo de la calidad y tamaño- la mayoría de alimentos solo ha sufrido alzas moderadas, pese a los huaicos y desbordes.

Sin embargo, por falta de información de parte del Ministerio de Agricultura que no publica en su página web desde el sábado último los volúmenes de ingreso ni precios que se registran en los mercados mayoristas de Lima, los limeños prácticamente han arrasado con los stocks de algunos alimentos en los autoservicios.

No ocurre lo mismo en los mercados minoristas que están debidamente abastecidos de los diversos productos alimenticios que forman parte del menú familiar y que según constató ayer diario UNO mantienen sus productos con alzas moderadas después de los últimos eventos de la naturaleza, como son los desbordes y huaicos.

PRECIOS DE ALIMENTOS EN MERCADOS MINORISTAS *

CEBOLLA Y ESPINACAS
Ciertamente que hay alimentos como el limón cuyo precio se ha disparado en un 600% y puede encontrarse a 25 soles el kilo en el mercado de Chacra Colorada y entre 25 y 35 soles el kilo en el de Jesús María, donde los vendedores aclaran que depende de la calidad. También sufrieron incrementos las espinacas, cebollas y tomate.

Además, se sabe que en esta temporada el limón viene del norte, donde ocurrieron los mayores desbordes de los ríos, arrastrando avalanchas de lodo y piedras que han convertido en intransitables los caminos y carreteras, situación que explica este incremento en los precios de algunos productos que vienen de esos lugares.

En todo caso, nadie se va a morir por no poder degustar el peruanísimo ceviche mientras duren los fenómenos naturales, pues de continuar la tendencia de algunas familias de stockearse de alimentos procedentes de la sierra o el norte del país, lo que van a lograr los consumidores es por un lado que los precios se eleven por una sobredemanda.

Pero hay otra secuela, pues además de pagar intereses por sus compras de alimentos terminarán sobregirando sus tarjetas de crédito y ya no las podrán usar en caso de requerir hacer una compras más grande, como artefactos electrodomésticos u otros.

Por su parte, los comerciantes minoristas explicaron que muchas veces las diferencias de precios no son por especulación sino porque hay variedades y calidades que el público debe aprender a conocer para no terminar comprando alimentos que se maduren muy rápidamente y terminen descomponiéndose. El ahorro se irá al tacho, afirman.

Otra recomendación es comprar frutas de estación para evitar pagar sobreprecios por productos que están fuera de temporada y son escasos. Igualmente ocurre con las verduras y tubérculos, que muchas veces hay sobreproducción y bajan los precios, pero cuando ingresa menor cantidad al mercado mayorista de Lima hay que pagar algo más.

FALTA INFORMACIÓN
De allí, la importancia de que el Ministerio de Agricultura publique en su página web la información relacionada con el ingreso diario de los productos de primera necesidad a fin de que las amas de casa puedan decidir el tipo de menú que prepararán cada día sin esperar a llegar al mercado para darse con la desagradable sorpresa que no le alcanza para lo que pensaban comprar.

Finalmente, con la información oportuna se aleja la posibilidad de especulación por parte de los comerciantes y de un acaparamiento innecesario por parte de los consumidores, lo que produce una escasez artificial por un exceso de demanda.

ALGO MÁS
El ministro de Agricultura informó que ayer ingresaron al Gran Mercado Mayorista de Santa Anita más de 4,400 toneladas de alimentos (verduras), volumen similar a días anteriores, mientras en el Mercado de Frutas No. 2 llegaron 2,080 toneladas, principalmente plátano de la selva, piña, entre otros. La información detallada no fue publicada en la página web del ministerio.

Reacciones